La prueba testimonial y el CGP

la-prueba-testimonial

En los procesos judiciales se contra ponen dos intereses, uno del demandante y el otro de la contraparte, por lo cual, la forma más idónea de convencer al Juez sobre la veracidad de los argumentos es mediante la presentación de las pruebas. Sobre la base de ellas el Juez va a tomar una decisión jurisdiccional de fondo y fallar de la manera más justa para los intervinientes.

Las partes procesales al realizar la incorporación de las pruebas deben respetar los postulados del debido proceso, la igualdad de armas, la publicidad, la inmediatez, entre otros, so pena, de que el Juez declare la nulidad de las pruebas que se hayan obtenido violando estos principios.

El material probatorio debe ser aportado en una etapa procesal determinada, dado que, las etapas en los procesos son preclusivas, asimismo, una vez la prueba es introducida en el juicio y conocida por las partes cumpliendo los requisitos de ley, se procede con el juicio de contradicción imposibilitando el retiro de la misma.

Qué es una prueba testimonial

La prueba testimonial, como su nombre lo indica, hace referencia a la versión escrita o verbal, rendida por aquellas personas que tuvieron algún conocimiento sobre las circunstancias de tiempo, modo y lugar en las que ocurrieron lo debatido en el proceso.

Este tipo de pruebas son circunstanciales, puesto que, el testigo rinde una versión sobre todo aquello que le consta o recuerde, posterior a ello, el juez realizará una valoración objetiva de la versión dada por la persona, la contrastará con las demás pruebas allegadas al proceso con el fin de obtener un conocimiento más allá de toda duda razonable y fallar en derecho.

Los requisitos de la prueba testimonial

La ley consagró una serie de requisitos para incorporar una prueba testimonial en un proceso judicial, estos requisitos se relacionan con la existencia, validez y eficacia de la prueba.

Con relación a los requisitos de existencia se pueden resaltar los siguientes:

  • La prueba debe ser personal, es decir, el único que puede rendir el testimonio es quien percibió de manera directa las circunstancias de tiempo, modo y lugar en las que ocurrieron los hechos.
  • Las declaraciones dadas por las partes dentro del proceso no serán consideradas testimonios sino interrogatorios. Quien rinde el testimonio deberá hacerlo bajo la gravedad de juramento y en caso de no decir la verdad incurrirá en el delito de falso testimonio.
  • La manifestación del testigo, debe estar fundamentada en hechos, sin embargo, puede incluir algunas percepciones personales.

Los requisitos de validez de la prueba testimonial son:

  • Quien solicite la prueba testimonial debe ser una de las partes del proceso y debe estar legitimado para actuar.
  • El testigo debe rendir su versión de manera libre y voluntaria, no deberá estar coaccionado por violencia u otra circunstancia ajena a su voluntad.
  • Es de gran importancia que el testigo declare bajo juramento, este juramento debe realizarse antes de la declaración.
  • El testigo debe ser una persona plenamente capaz, ya que, si sufre de alguna incapacidad absoluta no podrá declarar dentro del proceso.

Por último, los requisitos de eficacia son:

  • El testimonio debe ser conducente, es decir, tener la idoneidad legal para demostrar un hecho dentro del proceso
  • La declaración del testigo debe ser pertinente, debe relacionarse de manera clara y directa, con los hechos que se están debatiendo en juicio.
  • El testimonio que se aporte deberá ser útil, para lograr el convencimiento sobre el juez.

La prueba testimonial en el Código General del Proceso

El Código General del Proceso, en su artículo 212 establece la prueba testimonial como medio probatorio admisible dentro del proceso, además, consagra los requisitos que debe cumplir la petición de esta prueba, entre los cuales están, el nombre del testigo, su lugar de notificación y los hechos sobre los cuales va a versar el testimonio.

Por otra parte, el Código de Procedimiento Penal en su artículo 383 señala que todos los ciudadanos están obligados a rendir testimonio, siempre y cuando no existan razones legales que lo eximan.

La prueba testimonial y la jurisprudencia

La Honorable Corte Suprema de Justicia a través de su jurisprudencia ha expresado con relación a la prueba testimonial lo siguiente:

La prueba testimonial es un medio probatorio a través de cual se reciben testimonios y se aprecian en el proceso para determinar diferentes supuestos, como es el caso de la unión marital de hecho, donde las personas que conviven en un núcleo familiar hacen una declaración y expresan hechos percibidos en conversaciones telefónicas o personales, estos testimonios deben ser coherentes y consistentes.

 

Quizás te interese:

¿Necesita ayuda?

Escríbanos y obtenga asesoría inmediatamente

Pin It on Pinterest

whatsapp-en-linea whatsapp-en-linea